Tres Pm

SÍGUENOS EN REDES SOCIALES

Google AdSense LeaderBoard
Publicado en OPINIÓN

Año Dos; Pandemia

Martes, 19 Enero 2021 11:33 Escrito por 

Poco a poco la normalidad de antaño se ha ido perdiendo en el recuerdo de las personas, ni la esperanza de la vacuna exprés creada por diferentes laboratorios ha traído tranquilidad a las vidas de los mexiquenses, por el contrario, entre los múltiples males de vivir en el Estado de México es el estar en el epicentro del COVID-19 en el país.

Es difícil reconocer que ha pasado todo un año desde que comenzaron los primeros avisos, las primeras declaraciones, los primeros casos ocultos del coronavirus en el país. Hace un año todos los funcionarios estaban preparados y los ciudadanos comparaban al SAR’S-CoV-2 con la emergencia vivida por el H1-N1 vivido años antes.

Esperaban que en un par de semanas todo sería una exageración de las autoridades. En este mundo hipercontrolado y con todos los avances científicos y tecnológicos, poco podría pasar con un virus que se originó un mes antes del otro lado del mundo.

Por el contrario, un año ha pasado y el planeta sigue de cabeza, la ciudadanía se ha adaptado a vivir entre la enfermedad, la crisis, el temor y la incertidumbre. Pocos, realmente poquísimos respetaron las medidas sanitarias y actualmente se presenta uno de los picos más altos en contagios desde que inició esta pandemia.

América, Europa, África, gran parte de Asia sufren los estragos de un virus de origen aún desconocido.

En el Estado de México el panorama no es halagüeño, por el contrario, ni poner las cifras en positivo han dado mayor aprobación al gobierno estatal, principalmente frente al número de personas fallecidas por la enfermedad.

Los hospitales a reventar, la seguridad por los suelos y la economía destruida, es el balance del primer año de pandemia en la entidad, y lo peor parece que aún está por llegar.

El espejismo de la vacuna permitió que miles de personas tomaran diciembre de forma cotidiana y este enero no hay espacios en los hospitales para su atención.

La seguridad por su parte no tiene mejoría desde hace meses, por el contrario las cifras de delitos comunes continúan con aumentos.

En resumen el segundo año de pandemia tiene de cara serios retos para todos los ciudadanos y las autoridades, lo que puede convertirse en un verdadero problema para el segundo semestre año.

Etiquetado como