Tres Pm

SÍGUENOS EN REDES SOCIALES

Google AdSense LeaderBoard
Publicado en CURIOSIDADES

Palmeras que andan, troncos fosforescentes... Así son los árboles más raros del mundo

Jueves, 09 Mayo 2019 21:20 Escrito por 

Está claro que nuestro planeta tiene un sinfín de ecosistemas y paisajes. La fauna y la flora tan diversa de la que disponemos nos ayuda a sobrevivir aportándonos alimentos y recursos.

Las plantas y los árboles son uno de los bienes más preciados que tenemos y en ocasiones no se valoran como se debería. Cada vez se pierde más terreno forestal, ya sea por incendios o por decisiones humanas.

Pero lo cierto es que los árboles nos aportan oxígeno y deberíamos cuidarlos más. De hecho, algunas de estas especies son toda una belleza y no solo existe el pino común, los álamos o las palmeras. Hay infinidad de especies florales dignas de admirar y con un aspecto muy peculiar.

Palmera que camina

También conocida como Scratea exorrhiza, esta palmera crece en las selvas tropicales de centro y Suramérica. La peculiaridad de este árbol es que sus raíces sobresalen del suelo, lo cual permite a la palmera que camina cambiar lentamente su posición, hasta un metro al año, para obtener más luz del sol.

Eucalipto arcoíris

El eucalipto arcoíris parece un árbol pintado por un artista con muy buen gusto, pero lo cierto es que el tronco multicolor se crea al caerse las capas externas del árbol y dejar a la vista el interior de color verde brillante. Conforme se va oscureciendo, el color va cambiando a azul, morado, naranja, rojo y, de nuevo, la corteza se vuelve a caer para reiniciar el ciclo.

Esta especie se encuentra en el hemisferio norte: Nueva Bretaña, Nueva Guinea, Seram, Sulawesi y Mindanao. Su altura puede llegar a ser de 75 metros y se cultiva para la fabricación de papel.

Guapurú

El guapurú es un árbol originario de Brasil, Paraguay, el este de Bolivia y el nordeste de Argentina. Este organismo, también llamado jaboticaba, es un árbol de corteza gruesa y espinosa, lo que hace creer que el tronco está recubierto por uvas o frutas del bosque.

Puede parece que el árbol tiene algún tipo de enfermedad o está afectado por un hongo que tiene pegado, pero esa es su forma común y sana. La fruta del guapurú es como una baya de piel delgada y lisa y una pulpa blanca y jugosa. Tiene un sabor parecido al de las uvas, por lo que se suele consumir tanto como fruta como en refrescos, mermeladas o licores.

Pando

El Pando parece un árbol muy fino y alto con unas bellas hojas, algo bastante común. Pero lo cierto es que no, no es un árbol fino, sino que todo lo que se ve es un mismo ser vivo, lo que parece un conjunto de árboles está conectado bajo tierra. Esta colonia floral surgió a partir de un único álamo localizado en el estado norteamericano de Utah.

El gigante tembloroso, como también le llaman, es un único colonia floral considerada como un único organismo vivo interconectado con un sistema masivo de raíces. Este árbol tiene una edad aproximada de unos 80.000 años, uno de los más viejos del mundo, y todo ello pesa unas 6.000 toneladas, lo cual le convierte en el ser vivo más pesado del planeta.

Pino bunya

Este gran pino parece el más común de la lista, sin embargo sus frutos son lo que más destaca. Este árbol perenne produce una especie de piñas gigantes de cáscara dura llamadas nuez bunya que pueden llegar a pesar hasta diez kilos. Si te cae este fruto y no te mata, podrás llegar a degustar su sabor a castaña y piñón.

El pino bunya es originario del sudeste de Queensland, Australia, y, al contrario de lo que se pueda pensar, no está dentro de la familia de los pinos. Es un árbol protegido en reservas y parques nacionales.

Palma de cera del Quindío

Esta especie de palmera crece en el Parque Nacional Natural Los Nevados, en el departamento colombiano del Quindío. Es la palmera más alta del mundo y su corteza está recubierta de cera, de ahí su nombre.

La palma de cera del Quindío se encuentra en peligro de extinción por la deforestación y el ganado y, aunque crecen muy lentamente, pueden llegar a vivir 100 años.

Baobab

Madagascar, África continental y Australia son los lugares donde crece el baobab, también conocido como el árbol botella o pan de mono. Su tronco grueso y alto es fruto de un largo tiempo de madurez, pues puede llegar a vivir hasta 1.000 años.

Algunos de ellos tienen el tronco hueco para poder almacenar hasta 6.000 litros de agua, pero el ser humano tienda a vaciarlo y construir otro tipo de estructuras en su interior.

www.losreplicantes.com