Tres Pm

SÍGUENOS EN REDES SOCIALES

domingo 08 de diciembre de 2019
Publicado en EDOMÉX

VIH y SIDA, la vida detrás del estigma

Jueves, 28 Noviembre 2019 15:50 Escrito por  Fernanda García

Desde hace décadas, el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH y el desarrollo del Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida "SIDA") han causado grandes estragos en los pacientes, no sólo de salud al padecer de un sistema inmune deficiente, sino también de problemas sociales y económicos.

Pese a la información que hay al respecto, las campañas para practicar sexo protegido, y la desmitificación de la enfermedad, quienes son diagnosticados como sero positivos, viven un infierno.

Desde la segregación familiar, la depresión y todas las consecuencias del SIDA que pueden ser mortales. No es sencillo ser portador de VIH, pero tampoco es imposible vivir con ello.

De acuerdo con la doctora Sonia Echeverrí Frías, jefa de Departamento de VIH, SIDA e Infecciones de Transmisión Sexual del Instituto de Salud del Estado de México, la detección de los portadores del virus ha aumentado, pero no porque haya más, sino porque ahora se acercan cada vez más personas a realizarse las pruebas rápidas.

Actualmente en la entidad mexiquense, se tienen detectados a 15 mil 631 de los cuales 8 mil 440 son atendido por el ISEM, es decir el 54%, mientras que el IMSS atiende al 42%, en especial en El Valle de México; el ISSEMyM al 3% y el ISSSTE al 1% restante.

De estos, contrario a lo que se piensa, el grupo más afectado son los jóvenes de entre 24 y 34 años de edad que se reconocen como heterosexuales, y en el caso de las mujeres, si bien también las jóvenes, las amas de casa van perdiendo terreno frente al VIH debido a que no se protegen al tener relaciones sexuales con sus esposos, “por exceso de confianza”.

“La reacción inicial tiene un proceso, hay pacientes que lo niegan, pero nosotros platicamos, les ofrecemos otra prueba, estudios de laboratorio gratis, contención psicológica y grupos de auto apoyo en nueve unidades verificadas ante la federación. Ahí también hay familiares o convivientes del paciente, ahí revelan sus miedos, que incluso les daban de comer en platos desechables, nadie juzga, independiente de qué seas paciente o no”, comentó la doctora Echeverrí.

Pero a pesar de los esfuerzos, la muerte ronda a quienes no siguen el tratamiento, o no cambian sus estilos de vida, por lo que se tiene una tasa de mortalidad de 1.78, por debajo de la media nacional, y no es el SIDA lo que los hace morir, sino virus o bacterias oportunistas, pues si en una persona normal una gripe dura entre tres y cinco días, a quienes han desarrollado SIDA los puede matar ya que se convierte rápidamente en neumonía, incluso una diarrea los puede mandar a terapia intensiva, ¿por qué? Porque esta enfermedad lo que hace es derribar todas nuestras defensas.

Actualmente, la única manera de detectar el VIH es con pruebas, ya sea rápida o de laboratorio, por lo que, en mujeres embarazadas, es importantísimo que se hagan para evitar, hasta con un 80% de efectividad, que sus bebés se infecten.

“El riesgo es mayor cuando se desconoce el estado serológico, muchas personas no nos percibimos en riesgo, en especial quienes ‘creen’ que sus parejas están sanas como las personas casadas. No es regla que si la pareja está infectada la otra parte también, parejas serodiscordantes, se le da seguimiento a los dos”.

De acuerdo con la doctora Echeverría, hoy en día se cuentan con muchas ventajas para poder combatir el virus, pero si se han tenido prácticas sexuales de riesgo, es necesario que la población sepa que la prueba de VIH está disponible en cualquier unidad del ISEM, es gratuita, antes de la prueba se da una capacitación sobre lo que se ofrece y para qué sirve, independientemente del resultado, es confidencial y el resultado está en máximo 7 minutos.

“Si la prueba resulta reactiva, se hace una confirmatoria y un diagnóstico, se puede iniciar tratamiento a la brevedad y por supuesto, se les da atención gratis integral, desde psicológica hasta odontológica, se trata de empoderar a los pacientes”.

Pero para que los esfuerzos del ISEM, por un paciente, rindan frutos, es importante y vital que éste no interrumpa los tratamientos, ya que el VIH es un virus mutante y si se deja el medicamento seguramente hará resistencia, por lo que se tendrían que cambiar las medicinas y así sucesivamente, hasta que no haya más que ofrecer.

“Los tratamientos son caros, cada uno cuesta entre los 34 mil 700 al año, sin embargo por ser institución de salud nos salen un poco más baratos, hoy tenemos tratamientos más costosos, más efectivos, que llegan a los 25 mil pesos una caja por un mes, en farmacias los pagas y recoges en tres días, aquí son gratis”.

Para el VIH no hay vacuna, sólo protección, hay condones gratuitos en casi todas las unidades médicas, sin importar si son estatales o federales, pruebas de detección sin costo que tienen un margen de error del 1 por ciento y campañas por todos lados, pero si aún así no te convences de tener relaciones sexuales con condón siempre, a menos de que estés completamente seguro de que tu pareja no sea portadora, piensa en que de SIDA no te mueres, pero siempre podrías vivir mejor.

Etiquetado como